Berriak

Tanatorios Irache, un referente en el sector funerario de Navarra

Tanatorios Irache, un referente en el sector funerario de Navarra

08 Maiatza 2020

La prioridad durante la pandemia es ofrecer un servicio de máxima calidad y cumplir con los principios éticos requeridos para todas las empresas funerarias.

 

No hablamos ni de curvas ni de gráficas. Aquí recordamos que detrás de cada cifra hay un nombre y un apellido. Aquí vemos que no se puede llenar el vacío de quienes nos abandonan. El COVID-19 es diferente. Nuestra plantilla actúa en silencio. Las 80 personas que integramos Tanatorios Irache trabajamos a pleno rendimiento, principalmente, gracias a las importantes medidas de seguridad y prevención utilizadas desde un inicio para salvaguardar la salud de todos. Estamos a pleno pulmón y a un ritmo revelador. Activo y acelerado.

El Grupo Tanatorios Irache quiere agradecer a todos los compañeros y compañeras que no cejan en su empeño durante esta pandemia. “Lo que hacéis es muy duro y triste”, nos dicen en la calle; aunque ahora, quizás, lo hacen con más sinceridad que nunca. Aquí se pone de manifiesto la profesionalidad de nuestro equipo, algo que dignifica nuestra profesión. Tenemos una cuota de mercado que abarca más de la mitad de Navarra y, por tanto, no podemos fallar. De ahí que la seguridad de nuestros trabajadores sea muy importante para evitar contagios y no colapsar la red funeraria en Navarra. 

Gracias a la distribución de nuestros 60 tanatorios y velatorios por toda Navarra, cuando la mortandad de la pandemia ha sido muy alta, las instalaciones y cámaras que disponemos han podido albergar a todos los fallecidos en las condiciones sanitarias necesarias. Y gracias a la estructura de Tanatorios Irache y a la profesionalidad de nuestros trabajadores se han podido acometer todos los servicios de una forma razonable, según avanzaban las restricciones sanitarias. Debemos poner en su lugar a los equipos funerarios que acuden a realizar una asistencia que incluye, también, el dar consuelo a las familias en una situación como ésta.

La pesadumbre que viven las familias ante la imposibilidad de no poder velar a los suyos ha sido notable. Ni siquiera han podido reunirse con ellos para una despedida final, al no estar permitido, por medidas de seguridad, acceder a las salas de vela que han permanecido cerradas. De todos modos, ha resultado fundamental la flexibilidad de nuestros procesos para que los familiares pudiesen realizar todos los trámites de forma digital, telefónica y evitar así los desplazamientos en el estado de alarma.

HOMENAJE A LOS FALLECIDOS

Es una situación muy complicada. Todas esas limitaciones afectan a la parte psicológica de los familiares. Por eso, mientras tanto, os invitamos a evocar a vuestros seres queridos con un GRACIAS, recordando sus costumbres, su naturaleza… Una forma de decir adiós, previa a los eventos de despedida que Tanatorios Irache realizará por toda Navarra, cuando llegue la oportunidad, para despedir a todos como lo merecen.

Nuestra pretensión es homenajear a los fallecidos durante esta pandemia y, al mismo tiempo, resaltar el papel de las empresas de servicios funerarios dentro de la cadena sanitaria. Somos el último eslabón de un enlace sanitario muy necesario. No solo ahora se demuestra la firmeza que tenemos. Somos un sector poco visibilizado y queremos que se valore todo nuestro esfuerzo. Porque no todas las empresas somos iguales. La sociedad debe exigir que no todo vale en nuestro sector. Las funerarias deben cumplir con todos los requisitos sanitarios establecidos para la manipulación de cadáveres COVID-19 y, por supuesto, no podemos poner en riesgo a las personas vulnerables. Debemos ser transparentes para cumplir con el código ético de quien nos representa.

Desde el Ministerio de Sanidad hay un protocolo fijado para el manejo de fallecidos por COVID-19. Los equipos de Tanatorios Irache acuden con todos los medios de prevención requeridos para evitar cualquier posible manipulación que pueda derivar en un contagio. Los funerarios, igual que los sanitarios, somos de otra pasta. Trabajamos con la muerte y con el duelo. No todo el mundo es capaz de hacerlo, y mucho menos en estos momentos de pandemia.

No podemos esperar a que todo esto pase para dar las gracias. Nuestros compañeros trabajan incesantemente en turnos reforzados. Todos ellos, sin excepción, están involucrados en su tarea. Seguro que hemos cometido algún error, pero es imposible no hacerlo en estas circunstancias. Conocemos el titánico esfuerzo realizado y empatizamos con el dolor que se padece. Somos funerarios, somos personas. Necesitamos todo el respeto que cada día nos demostráis. Desde Tanatorios Irache, la empresa funeraria más grande de la Comunidad foral, reiteramos que somos un sector oculto socialmente y, ahora, en estas tristes circunstancias, nos hemos hecho visibles.

La confianza de la sociedad navarra, desde 1976 cuando comenzamos con este cometido, es la fuerza que nos mantiene en pie y sin descanso. Ayer, hoy, mañana, siempre, Tanatorios Irache está junto a las personas. Los funerarios no nos quedamos en casa. Siempre estaremos junto a vosotros. Nuestros Tanatorios y velatorios se han adaptado para intentar dar el mejor servicio a quienes más lo sufren. Nos amoldados a lo que las familias necesitan.

Los funerarios somos el último eslabón de la cadena sanitaria de este país y estamos respondiendo con coraje, empeño y dedicación. Es el orgullo ser funerario.

SOLIDARIDAD

Consideramos fundamental la concienciación social sobre el necesario autocuidado de las recomendaciones sanitarias y estimamos que el Grupo Tanatorios Irache debe ser ejemplo de las medidas de contención que se deben aplicar en estos momentos, poniéndonos a disposición de las instituciones para alcanzar este importante objetivo.

Para el Grupo Tanatorios Irache siempre ha sido una prioridad ofrecer la máxima calidad a nuestros usuarios y cumplir los más altos principios éticos requeridos para todas las empresas que formamos parte de PANASEF (Asociación Nacional de Servicios Funerarios). Contamos únicamente con proveedores adscritos al código ético de PANASEF (hornos crematorios, féretros, etc.) para que puedan asegurar dicho aspecto. Igualmente, otro pilar fundamentar es la transparencia de nuestros servicios y tarifas, que se mantienen a lo largo del tiempo de forma estable como empresa consolidada navarra que operamos en el sector funerario desde 1976.

PANASEF ha enviado, a más de 900 empresas de servicios funerarios de 40 provincias de España, material sanitario necesario para afrontar la pandemia. Todo el material destinado a Navarra se ha gestionado desde Tanatorios Irache, el vocal que representa a nuestra comunidad en la Junta de Gobierno de esta asociación.

Desde Tanatorios Irache solo podemos expresar nuestra mayor gratitud por la contribución que todos aquellos nos habéis mostrado de una manera o de otra. Ser solidario debería ser una obligación. No una imposición, pero sí un deber para cualquier ser humano. Y cuando acabemos con la pandemia habrá que seguir ayudándonos. Que la actual acometida de solidaridad entre la ciudadanía no se quede abandonada. Nunca.

Artículo publicado en DiariodeNavarra.es el 07/05/2020

Bestelako berriak

Acompañar, honrar y ayudar…

Acompañar, honrar y ayudar… 08 Maiatza 2020

Carta de Juan Vicente Sánchez-Araña

Gehiago ikusi

Sarean